Nuevas peticiones de ayudas y campaña de Navidad

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Desert Streams

La vida cotidiana de Karibu Sana es, a Dios gracias, tranquila: niños que van al colegio todos los días, y comen, y crecen, y juegan. De nuestro lado, giros a principio de mes a los donantes recurrentes, y maravillosas sorpresas de donaciones puntuales que suceden con frecuencia. el resumen: 427 niños y niñas teniendo una infancia más segura.

 

Ayuda para Jane

Jane, que necesita una cirugía en el estómago.

A veces hay sorpresas. Por ejemplo, Jane, de la que os hablaba hace quince días. Ya tenemos información de lo que costará su operación y trataremos en lo posible de hacernos cargo del coste. Tiene una hinchazón en las vísceras, consecuencia del tiempo que ha vivido en la calles necesita un paso por el quirófano. Son 4.000 euros.

 

Colegio para 15 street girls

Niñas al colegio
Portada de la petición para pagar la educación a 15 niñas rescatadas de la calle.

Al mismo tiempo nos ha llegado esta petición de Dorothea Centre: el año que viene empiezan a ir al colegio Jane y las otras 14 niñas rescatadas hace unos meses de la calle. La petición es por dos años,  aunque después habrá que seguir apoyándolas: nuestro compromiso con la educación es de muchos años con cada niño. Ahora bien, ¿seremos capaces de lograr estos 4.000 euros anuales más? Eso depende de las donaciones,  como todo.

 

Los futuros universitarios

Y Lameck me ha enviado el presupuesto de su carrera universitaria. Todavía está a la espera de conocer si le dan una beca. Sin ello, necesita 3.000 euros anuales para la matrícula y otros 3.000 para gastos (techo, comida, ropa…). Le he pedido que estudie cuánto pueden aportar él y su familia, y que luche a fondo por esa beca. Pero ahí se nos va abriendo otro frente, pues el año que viene serán más los que quieran acceder a la educación superior.

La alimentación en el deporte: alumnos de Desert Streams of Kibera

Estamos empujando fuertemente la finalización de las obras del dispensario médico de Kwetu Home of Peace. Ahí contamos con una ayuda del Banco de Sabadell, y van a conseguir ingresos estables con los pacientes que atiendan, familias de zona rural que tienen difícil acceso a los hospitales de Nairobi. Será un ‘ganar-ganar’ para toda esa comunidad.

 

Nuevas iniciativas de donantes

Desde Valencia  nos anuncian que el ‘regalo sorpresa’ de una boda será una donación a Karibu Sana: es la primera vez que nos pasa algo así. Ya hemos recibido donaciones de niños que pedían dinero como regalo de su Primera Comunión. ¡Admitimos todos los sacramentos!

 

Campaña de Navidad

¿Sabíais que este año 2021 hemos enviado ayudas por un total de 165.514,13 €?

¿Sabíais que este año 2021 hemos recibido donativos por un total de 153.185,50 €? ¿Y que queda todo diciembre para que cuadren ingresos y gastos?

¿Y que se acerca la Navidad, momento maravilloso para que incluyas en la lista de personas a las que hacer un regalo especial a los niños de Karibu Sana con una donación extraordinaria? Son nuestros Niño Jesús kenianos.

¡Vamos a seguir cambiando el mundo!

¡Gracias!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Otras historias del Diario

Eldoret, hospitales, cumpleaños

Carta de Sister Lucy Desde Eldoret (a 200 km de Nairobi). Financiamos los estudios de 24 niños y niñas a los que cuida, de familias sin recurso alguno. Dice: «Quería saludarte y mandarte calurosos saludos de parte de los niños. Todos están muy bien, felices en la escuela. Os agradecemos muchísimo vuestra gran ayuda en

Seguir leyendo >>

Una entrevista sobre Karibu Sana

Acaban de enviarme desde Strathmore University una entrevista que me hicieron sobre nuestro proyecto. La verdad es que esa universidad nos ayuda mucho: son nuestro socio local sobre el terreno y controlan que las ayudas lleguen siempre bien a destino, a los niños. Os aconsejo visitar su web: parte de nuestro sueño es que muchos

Seguir leyendo >>

Karibu Sana no para

La vuelta del descanso de verano siempre nos sorprende. Al menos para mí, agosto parece el único mes ‘verdadero’, mientras que el resto son sucedáneos. En ellos se recuerda el agosto anterior y se anuncia el agosto siguiente. Pero en Kenia las cosas son distintas: los niños de ese país empezaron clases el primero de

Seguir leyendo >>

Samuel estudiando en su habitación en Kwetu.

Recibe el Diario de Karibu Sana en tu mail